Características tejido epitelial


Características tejido epitelial. Este tipo de tejido se deriva de cualquiera de las tres capas germinativas (ectodermo, mesodermo, endodermo) y se caracteriza por estar formado principalmente por células, con escasa sustancia intercelular entre ellas. Está desprovisto de vasos sanguíneos y se nutre por difusión de nutrientes desde los vasos sanguíneos que cursan por el tejido conectivo subyacente. Tiene una ubicación muy generalizada en el cuerpo, por lo que cumple funciones variadas: protección, absorción, secreción, excreción, reproducción y otras.

Existe un tejido epitelial que cubre superficies corporales tanto externa como internamente, éste es el epitelio superficial o de revestimiento, y existe un tejido epitelial que se organiza para formar estructuras especializadas en elaborar productos de secreción; este es el epitelio glandular.



El tejido epitelial descansa sobre el tejido conectivo, el cual le da soporte y evita que se desprenda. Por su vulnerabilidad, las células epiteliales tienen una gran capacidad de reproducirse y renovarse continuamente.

La membrana basal es la delgada capa formada por glucoproteínas y fibras proteicas (de colágeno y reticulares) sobre la cual descansan las células epiteliales. Según las capas que presenta el epitelio superficial o de revestimiento éste se clasifica en simple (consta de una sola capa) y estratificado (presenta más de una capa).

EPITELIOS SIMPLES

Por la forma de sus células los se clasifican en:

- Plano o escamoso: las células son aplanadas, de contorno irregular, forma el endotelio de los vasos sanguíneos, el mesotelio que reviste las cavidades torácica y abdominal y sus vísceras (pleura, pericardio seroso, peritoneo), tapiza las paredes de los alvéolos pulmonares.

- Cuboideo o cúbico: sus células son cúbicas y el núcleo se ubica generalmente en el centro de la célula. Se encuentra en los túbulos renales y en algunos conductos excretores.

- Columnar o cilíndrico: sus células son altas y el núcleo generalmente se ubica en la parte basal de la célula (cerca de la membrana basal). Este tipo se encuentra en la túnica mucosa del estómago. Las células también pueden presentar diminutas proyecciones en sus superficie apical, a la manera de un borde en cepillo, llamadas microvellocidades; este tipo se encuentra en el intestino para aumentar la superficie de absorción. En otros sitios como la tuba uterina o los condutillos eferentes del testículo las células presentan cilios cuyo movimiento contribuye a movilizar las secreciones que pasan por estos órganos.

- Seudoestratificado: tiene una sola capa de células altas pero los núcleos se ubican a distinta altura lo que aparenta una estratificación. Las células también pueden presentar cilios. Se encuentra en la vía respiratoria (cavidad nasal, laringe, tráquea, bronquios).

EPITELIOS ESTRATIFICADOS

Por la forma de sus células se clasifican en:

- Plano o escamoso: tiene varias capas de células de forma variada, las cuales tienden a aplanarse hacia la superficie epitelial. Puede presentar externamente una capa de queratina que cumple una función de barrera, como en el integumento o piel, o puede carecer de ella y ser húmedo; este tipo se encuentra en la cavidad oral, el esófago y la vagina y cumple una función protectora contra la fricción.

- Cuboideo o cúbico: consta de dos o más capas de células cúbicas; se encuentra en glándulas sudoríferas y conductos de mediano calibre.

- Columnar o cilíndrico: las células presentan formas y alturas variables, pero las superficies son altas o cilíndricas; éste se encuentra en la parte esponjosa de la uretra masculina o uretra peniana, y en conductos de gran calibre como el parotídeo y el submandibular.

- Transicional o de transición: es similar a epitelio estratificado plano o escamoso pero las células superficiales tienen mayor volumen (no son planas) cuando el órganos están en reposo, pero se aplanan cuando el órgano se distiende; este epitelio se encuentra en órganos sujetos a expansión o distensión desde su interior como la vejiga, el uréter y la parte proximal de la uretra masculina o uretra prostática.

EPITELIO GLANDULAR

A partir del epitelio superficial o de revestimiento se produce la invaginación de éste para formar las glándulas. Estas pueden conservar su comunicación con el exterior mediante conductos o pueden quedar como estructuras aisladas. Las glándulas generalmente son multicelulares, aunque existen glándulas unicelulares como las células calciformes encargadas de producir la sustancia mucosa que reviste internamente al tracto respiratorio y al intestino. Las glándulas se clasifican según la forma de su parte secretora y según la forma como liberen sus productos de secreción.

Las glándulas que vierten su secreción a través de conductos, bien sea a la superficie de la piel o a la cavidad de un órgano hueco se denominan exocrinas y sus secreciones son enzimas, cebo, sudor o lágrimas. Las glándulas que quedan aisladas y vierten su secreción directamente a la sangre son las endocrinas y su secreción se denomina hormona.

Según el tipo de secreción las glándulas exocrinas se clasifican en:

- Serosas: sus gránulos de secreción son proteínas o gránulos de zimógeno.

- Mucosas: Sus gránulos de secreción son mucopolisacáridos o gránulos de mucígeno.

Según la forma de su parte secretora, las glándulas exocrinas se clasifican en:

- Tubulares: la parte secretora es alargada o tubular como en las glándulas sudoríferas.

- Alveolares o acinares: la parte secretora tienen las células agrupadas a la manera de una racimo como en las salivares. Existen glándulas mixtas que combinan ambos tipos como las esofágicas.

Artículos de interés

0 comentarios

Recibe actualizaciones en tu e-mail

Búsqueda personalizada

Suscríbete


Recibe nuevos artículos en tu correo

Síguenos en Facebook